Estás acá
Portada > LifeStyle > San Patricio en el Auditorio Belgrano

San Patricio en el Auditorio Belgrano

Fallback Image

Festival celta, Auditorio Belgrano, 15/03

festival celta

Esta bien, faltan dos días para San Patricio. Pero… ¿A quién se le ocurre que haya que salir a festejar recién el lunes? Es sábado, esta lindo (empieza a refrescar un poco) y en el Auditorio Belgrano nos invitan con Festival Celta, danza, buena música y cositas lindas en la feria artesanal…

En la puerta, un músico tañe las cuerdas de su curioso instrumento. Preparándose para acompañar la clase de danzas que brindará Celtic Argentina, German Sack toca el salterio (o dulcimer, o címbalo, según de donde vengamos) y comenta a quienes se acercan las particularidades del mismo. También avisa de las próximas ferias, para quienes quieran verlo “en ambiente”. Mientras tanto, Celtic Argentina comienza a acomodar a su gente para el taller de danzas. Fueron muchos los que se sumaron a bailar, aún perdiéndose entre los pasos, y entre risas y aplausos (y algunas caras con un poco de vergüenza, aunque solo al principio), la espera para que se abrieran las puertas de la sala se hizo muy entretenida.

Pasada la clase, y aprovechando que la mayoría del público se apresura a entrar, nos quedamos un ratito mas escuchando melodías medievales, hasta que alguien entre los presentes, evidentemente habitué de las ferias, pregunta al músico por las coplas que suele cantar. Y es que las Raveladas despiertan pasiones! Digamos que, por suerte, a nuestro pícaro coplero lo salvó la campana que exigía el ingreso a sala, y también las gaitas que comenzaron, tímidamente, a escucharse desde las plantas (shhh, esta la Tartan Army preparándose, pero no digamos nada todavía). Entramos?

En el escenario arranca Greenfolk, presentando temas de su primer disco. En plena euforia irlandesa, cuando piden que el público acompañe con las palmas el salón estalla, igual  que con los aplausos entre tema y tema. Mientras tanto, por el lateral vemos a los vikingos acercándose al escenario, casualidad o no, la música se hace mas animada,  y el violinista baja para tocar entre el publico. Se vendrá después un cierre a puro festejo con sombrero de leprechaun incluído,  foto con el público y polka!

Cambiemos un poco el tono. Se viene el momento medieval de la mano de Arme. Suben entonces al escenario los vikingos, a explicar la relacion entre escandinavos y celtas y despues… Batallas! Pronto se escucharan los aplausos y gritos de aliento mientras los combatientes se enfrentan… Un “hagan sus apuestas” nos devuelve al siglo veintiuno antes de la ultima pelea y entre aplausos veremos como se retiran de la sala con sus escudos y estandartes.
Llega la danza y un repaso por distintos momentos de la historia de Irlanda. ¿Todos recuerdan lo que aprendieron en el taller de mas temprano? Bueno, no importa, mejor no lo intenten en sus casas. Además de los aplausos, se escucharan suspiros de asombro en mas de una ocasión, principalmente cuando los bailarines del grupo demuestren sus habilidades zapateando. También habrá algunas risas con alguno de los números mas actuados.

Llega el intermedio y ya que estamos vamos a dar una vuelta por los stands del primer piso. Fundamental para nosotros el comer algo, y opciones no faltan (igual en esta ocasión no llegamos a probar nada…). Y entre todo lo que vemos,en uno de los puestos tienen un cartel con el horóscopo celta. Bien, soy un avellano, no suena mal… Meditando sobre esto vuelvo al patio y ahora si, se acuerdan que hablé de gaitas no?  La Buenos Aires Tartan Army se encarga de amenizar el “recreito” y, finalizando su presentación, de dirigir a los presentes de vuelta a la sala. Estar cerca de la puerta me dió una vista privilegiada de la coordinación de los gaiteros al momento de entrar (si, lo reconozco, sufrí cuando ví que pasaban casi rozando el marco de la puerta con los roncones, pero no, nada de eso, entraron victoriosos).
Antes de entrar aprovechamos que casí no queda gente dando vueltas por el hall para pasar por el puesto de ARME, donde hace un rato estuvo lleno de curiosos preguntando principalmente por las armas y las armaduras.

La segunda parte del show estará a cargo de Viejos Contrabandistas. Un show distendido, dedicado a la abuela del bajista, presente en la sala. La buena onda se contagia al público y se hace notar en las palmas (sigo pensando que si hubiera lugar la gente bailaría de lo lindo). Va llegando el momento de la despedida y tras la presentación de la banda se vendrán los agradecimientos a la organización y el público. ¿Dos temas mas? Nos vamos saltando con una canción de piratas!
Salir nos obliga, una vez mas, a encontrarnos con la realidad cotidiana. Pero mientras buscamos donde tomar el colectivo escuchamos esas frases al viento que nos llenan el alma. En este caso, un caballero que le comenta a su mujer que le gustaría haber visto los combates con mas espacio (¿tendría que haber frenado a invitarlos a la próxima feria verdad?). Pero seguimos caminando, mientras tarareamos algo de todo lo que escuchamos en la noche…

Arriba